Bisagras y Pernios Hay 119 productos.
por página
Mostrando 1 - 30 de 119 items
Mostrando 1 - 30 de 119 items

Bisagras y pernios para muebles

En esta sección encontrarás una amplia selección de bisagras y pernios para tus muebles o trabajos de bricolaje con la que podrás cubrir cualquiera de tus necesidades, tanto funcional como estéticamente. Son muy variados los tipos de bisagras que encontrarás. Los más comunes son los siguientes:

  • Bisagras de libro
    Las más usadas por su sencillez y funcionalidad. Existen multitud de tipos de bisagras de libro en cualquier tamaño. Se basan en dos hojas que se abren como un libro y que pueden atornillarse a los cantos o a los laterales de los tableros a unir.
  • Bisagras de piano
    Son iguales que las bisagras de libro pero de mayor longitud. Pueden cortarse a la medida con unas tijeras de cortar chapa o con una sierra de metal. Resultan unas bisagras muy fuertes al estar sujetas por multitud de tornillos.
  • Bisagras desmontables
    Sirven en muebles en los que deseemos desmontar la unión sin quitar los tornillos. Disponen de un pasador que al quitarlo desmonta la bisagra, esto permite desmontar y montar el mueble cuantas veces se quiera.
  • Bisagras de pernio o pernios
    Además de las bisagras de puertas de paso y ventanas, también existen bisagras de pernio para puertas pequeñas de muebles y otras. Se debe hacer un cajeado previo donde encajen las pletinas del marco y del canto de la puerta. Otros modelos utilizan un sistema que difiere del anterior, utilizan dos tornillos de rosca madera o rosca métrica para atornillarlos por el canto.
  • Bisagras de doble acción
    Recomendadas para puertas en las que necesitemos una doble apertura, abren la puerta en las dos direcciones y regresa sola a su sitio. De instalación sencilla, solo hay que atornillarlas al cerco y al canto de la puerta.
  • Bisagras de cazoleta
    Muy utilizadas sobre todo en muebles de cocina. No son visibles desde fuera del mueble, cierran solas a partir de un cierto ángulo, son desmontables y regulables. Constan de dos partes principales, la cazoleta con la bisagra propiamente dicha y el soporte para el lateral del mueble. La cazoleta guarda el resorte cuando la bisagra está cerrada. Hay que realizar fresado para empotrar la cazoleta. Existen principalmente tres tipos de bisagras de cazoleta con diferentes grados de apertura y con diferentes diámetros de la cazoleta:
  1. Bisagra recta. Es la que hay que utilizar cuando la puerta es exterior al lateral del mueble.
  2. Bisagra acodada. Se utiliza cuando la puerta es intermedia respecto al lateral.
  3. Bisagra súper acodada. Se utiliza cuando la puerta es interior.
  • Bisagras de superficie
    Poseen un mecanismo complejo con un amortiguador que hace la función de una bisagra de cazoleta: cierra sola, no se ve con la puerta cerrada y permite cierta regulación, pero sin los inconvenientes de instalación de aquellas, ya que no es necesario hacer el fresado para la cazoleta. Su montaje es sencillo ya que solo hay que atornillarla directamente al lateral y a la puerta. Valen para puerta exterior o interior.
  • Otras bisagras
    Existe gran cantidad de bisagras especiales para muebles rinconeros, pivotantes para escritorio, para muebles de estilo, etc. o como las que aquí encontrarás para el canapé del colchón.